Curetaje: ¿Qué es y cuándo hacer el raspado uterino?

El curetaje es un procedimiento ginecológico que puede causar angustia en muchas mujeres. Debido a que es invasivo, el miedo a sentir dolor y la recuperación son algunos de los factores que causan más miedo.

El procedimiento suele ser necesario en situaciones delicadas, como en los casos de aborto espontáneo incompleto o aborto retenido, lo que hace que la situación sea aún más incómoda para la mujer.

Sin embargo, hay casos en los que el curetaje es el único método eficaz de tratamiento y diagnóstico, que ayuda a la mujer a prevenir complicaciones graves de salud.

En el texto que sigue, aclaramos cómo se realiza, el tipo de anestesia y los cuidados necesarios en la recuperación.

¿Qué es el curetaje uterino?

Un curetaje es un procedimiento médico que se hace para limpiar el útero de la mujer. Se divide en dos tipos, el curetaje endocervical (acceso sólo al canal endocervical – cuello uterino) y el curetaje uterino.

En el tipo endocervical, el procedimiento tiene como objetivo el diagnóstico de enfermedades. En él se recoge tejido uterino endocervical (canal cervical) para su análisis en el laboratorio y se descartan enfermedades como pólipos y lesiones del canal cervical.

El curetaje uterino es un procedimiento que se utiliza cuando se ha producido un aborto incompleto o retenido, después de un parto natural (para extraer la placenta retenida) o también por indicación del curetaje uterino para descartar enfermedades del endometrio como pólipos, hiperplasia endometrial y carcinoma endometrial.

Aunque no es un procedimiento complicado, es un método invasivo de tratamiento y diagnóstico. Se hace con un dispositivo llamado cureta, que es similar a una cuchara.

El médico a cargo es el ginecólogo. Raspa el tejido y los restos del útero a través del canal vaginal. Por eso es importante que se dilate la vagina para facilitar el procedimiento.

Si no hay una dilatación natural, el médico puede inducirla mediante el uso de instrumentos médicos o medicamentos.

Esta dilatación es importante para que el médico pueda acceder al útero a través del canal vaginal más fácilmente. Para que la mujer no sienta dolor, el curetaje debe hacerse siempre bajo anestesia, que puede ser general, espinal o epidural.

El tiempo de este procedimiento puede variar, tomando un promedio de 15 a 30 minutos. En los casos más complicados, puede tardar más tiempo. En el área de la dermatología, el curetaje también tiene el mismo propósito de tratamiento por raspado. Sin embargo, se aplica en casos de lesiones cutáneas cancerosas.

¿Cómo se hace el curetaje?

El curetaje ginecológico es un procedimiento médico realizado por especialistas en ginecología y obstetricia. Consiste en un raspado hecho en el interior del útero con un instrumento quirúrgico similar a una cuchara, que se llama cureta.

Es necesario utilizar la anestesia y debe realizarse en un hospital. Aunque este raspado se hace con cuidado, debe hacerse con anestesia para que el paciente no sienta dolor.

Cuando se hace el curetaje para el diagnóstico, se recoge el material y se envía para su análisis (biopsia). Para esta limpieza, el doctor accede a la cavidad uterina a través del canal vaginal, que necesita ser dilatado.

Esta dilatación, cuando no ocurre espontáneamente, necesita ser inducida. Para ello, se puede optar por el uso de instrumentos quirúrgicos o medicamentos, esta última opción menos invasiva.

¿Cuándo es necesario hacerlo?

La recomendación principal del curetaje es para la evacuación uterina en casos de abortos retenidos o incompletos, o para la limpieza del útero después del parto. Sin embargo, incluso en estos casos puede ser sustituido por procedimientos como la evacuación uterina por vacío.bebé aborto

Al ser más invasivo, el curetaje no es la primera recomendación cuando el objetivo es hacer un diagnóstico, pero en algunos casos puede ser necesario descartar posibles patologías.

Por lo tanto, las primeras recomendaciones del curetaje incluyen las siguientes situaciones:

  • Raspado de restos ovulares cuando hay un aborto, especialmente cuando los restos han estado dentro del útero por más de 4 semanas;
  • Extracción de los restos de la placenta en el trabajo de parto normal cuando se sospecha que los restos de la placenta están retenidos.
  • Extirpación de tumores benignos (pólipos uterinos);
  • la extracción de óvulos libres de embriones (embarazos anembrionarios);
  • Diagnóstico de cáncer de endometrio;
  • Investigación de la hipertrofia del endometrio.

¿Cuál es el riesgo de no hacer un curetaje?

En algunos casos específicos, existe un mayor riesgo de no tener un curetaje. Este no es el caso del curetaje diagnóstico sino del procedimiento como tratamiento.

Después de un aborto, por ejemplo, es necesario que el útero de la mujer esté limpio para evitar complicaciones, como el aborto séptico, un tipo de infección que puede causar problemas como fiebre (incluso con delirio), frecuencia cardíaca rápida en la mujer, riesgo de pérdida del útero e incluso shock séptico y muerte.

Este tipo de complicación no es muy común en un aborto espontáneo y es más frecuente en los casos de aborto inducido. Sin embargo, es un posible riesgo, por lo que es necesario un tratamiento para limpiar el útero.

Es el mismo caso cuando se hace un curetaje para extraer la placenta retenida.

¿Cuánto tiempo hay que descansar después del curetaje?

Después del procedimiento, la mujer debe permanecer en el hospital durante unas horas en observación, pero puede ser dada de alta unas 6 horas después de la finalización del curetaje.

En casa, el resto debe continuar. Es importante que la alimentación en el día del procedimiento sea ligera y que no se realicen actividades que requieran un gran esfuerzo físico.

El tiempo necesario para que la mujer descanse en casa puede variar de 1 a 3 días, cuando no hay complicaciones. De esta manera, puede reanudar sus actividades pronto.

Algunas mujeres pueden necesitar un período de descanso más largo, que será evaluado por el médico que realizó el procedimiento.

¿Cuántos días después del curetaje puedes tener relaciones sexuales?

En promedio, una mujer debe evitar las relaciones sexuales durante dos semanas después del procedimiento. Este tiempo permite que el útero se recupere completamente, evitando riesgos y complicaciones como el dolor en la región o posibles infecciones. Este tiempo puede cambiar dependiendo de por qué la mujer tuvo un curetaje.

¿Cuándo se recuperará el útero por completo?

Depende. El tiempo para que el útero se recupere completamente puede variar según la causa del curetaje. En los casos de abortos en embarazos más avanzados, el tiempo de recuperación puede ser similar al del parto, con un promedio de 40 días.

En estos casos, hay más tiempo para la involución del útero a un volumen normal, el cierre del cuello y la reanudación de las condiciones previas a la gravedad. En los embarazos más iniciales, el tiempo puede ser más corto, alrededor de 2 semanas, hasta que el sangrado se detiene y el cuello del útero se vuelve impermeable de nuevo (inaccesible).

En el curetaje diagnóstico el tiempo de recuperación puede ser más rápido, ya que se trata de un procedimiento más suave, ya que la recolección de tejido uterino causa menos daño en comparación con el curetaje para limpiar el útero.

¿Qué tipo de anestesia se utiliza para el curetaje?

La anestesia para el curetaje es obligatoria para que la mujer no sienta dolor, pero el tipo aplicado para el procedimiento puede variar según cada paciente, ya que el médico debe tener en cuenta su estado emocional y físico. Por lo tanto, se puede utilizar la anestesia general, epidural o espinal.

Bajo anestesia general, la mujer no está consciente durante el procedimiento y debe despertar sólo cuando el curetaje se ha completado.

La anestesia epidural y la espinal son anestesia regional y pueden asociarse a la sedación.  La anestesia espinal se aplica con el uso de una aguja insertada en la región de la espalda, en la columna vertebral.

El anestésico se aplica dentro del fluido espinal, causando relajación muscular y entumecimiento temporal. Este tipo se utiliza ampliamente en las cesáreas.

En el caso de la anestesia epidural, más común en los partos normales, el anestésico se inyecta a través de un catéter colocado en la región epidural (alrededor del canal espinal).

Así, durante el procedimiento, es posible administrar constantemente el anestésico al organismo de la mujer, mientras que en la anestesia espinal es sólo una aplicación.

¿Por cuánto tiempo puede tener una hemorragia después del curetaje?

Se considera normal un pequeño sangrado persistente durante unos días después del curetaje. Dependiendo de la razón del procedimiento, este síntoma puede durar tres días o incluso dos semanas.

Incluso si el sangrado es leve y no hay otros síntomas, es importante que la mujer mantenga informado al médico que realizó el curetaje.

Se espera que esta hemorragia disminuya con el paso de los días hasta que se detenga por completo.

Si es intenso, tiene un olor muy fuerte o alterado, se coagula y la paciente presenta otros síntomas (cólicos y fiebre, por ejemplo), es esencial buscar un ginecólogo para investigar la causa.

En esos casos, puede solicitar otros exámenes locales para comprender la causa de la hemorragia e iniciar el tratamiento adecuado.

Cuidados necesarios después del curetaje

Por lo general, la recuperación de un curetaje se considera sencilla, ya que sólo requiere reposo y unos pocos cuidados menores, a fin de evitar complicaciones y molestias en la región íntima.

En general, en los primeros días no se recomienda que la mujer haga esfuerzos físicos, evitando ir al trabajo, practicando ejercicios físicos o tareas domésticas.

Por lo tanto, lo ideal es que la mujer utilice este tiempo para relajarse, tumbarse y descansar al máximo.

En el curetaje post aborto de un embarazo más avanzado, por ejemplo, el tiempo de reposo puede ser mucho mayor, en comparación con los cuidados necesarios después del parto.

Otros cuidados incluyen:

  • Evite las relaciones sexuales durante dos semanas, especialmente en el caso de un curetaje temprano del embarazo;
  • En los abortos tardíos o infectados, la mujer puede necesitar un período de hospitalización más largo y el uso de antibióticos;
  • Evitar los baños de inmersión hasta que se complete el siguiente ciclo menstrual, optando sólo por la ducha;
  • No use duchas íntimas para la higiene vaginal;
  • No use absorbentes íntimos en el primer mes después del curetaje.

Así como se necesita cuidado para el bienestar físico de la mujer, en el curetaje después de un aborto, también se puede aconsejar un seguimiento psicológico para que la mujer pueda recuperarse mentalmente de la pérdida.

¿Duele el curetaje?

El procedimiento en sí no duele, ya que debe hacerse bajo anestesia. Durante la recuperación, es posible que la mujer sienta calambres similares a los que pueden producirse durante el período menstrual. Estos calambres son un tipo de calambres que se producen debido a la intensa contracción del útero durante el procedimiento.

Sin embargo, el dolor no debe ser constante ni intensificarse durante la recuperación. Si es así, el paciente debe ver a un médico.

Para mejorar este malestar, el médico puede sugerir el uso de analgésicos y una bolsa de agua caliente.

¿Cómo es el primer período después del curetaje?

La menstruación después de un curetaje puede tener algunas variaciones, como un retraso en el ciclo. Además, la mujer puede experimentar calambres más dolorosos de lo habitual.

La presencia de coágulos en la sangre menstrual también puede ocurrir, pero no significa que un nuevo aborto o el aborto siga presente en el útero.

Estos coágulos son tejidos que recubren el útero y que pueden haber permanecido del mes anterior.

¿Es el curetaje un procedimiento peligroso?

Aunque se trata de un procedimiento relativamente sencillo con complicaciones consideradas raras, las posibilidades de riesgos existen. Las principales son lesiones, perforación uterina, infecciones y hemorragias.

Algunas de estas complicaciones están relacionadas con las técnicas del profesional y no con el procedimiento directamente, por lo que con un equipo médico capacitado los riesgos son muy bajos.

Por lo tanto, la mujer debe permanecer unas horas en el hospital para su observación. Si hay signos de dolor o sangrado intenso, es posible acceder al tratamiento con urgencia.

¿Cuáles son los síntomas después del curetaje?

Después del curetaje, algunos síntomas se consideran comunes, como un sangrado leve y un cólico leve. Otros signos pueden indicar una complicación más grave e indicar que se necesita ayuda médica, como por ejemplo:

  • Sangrado fuerte, que requiere un cambio absorbente en todo momento;
  • Fuertes dolores que no mejoran ni siquiera con la administración de analgésicos y el uso de la bolsa térmica;
  • Fiebre;
  • Secreción vaginal con mal olor.

El retraso del ciclo menstrual no se considera un síntoma preocupante, ya que el útero tarda en recuperarse del curetaje y esto afecta al ciclo menstrual, causando un retraso en ciertos casos.

¿Afecta el curetaje a la fertilidad?

No. Un curetaje no es un procedimiento que afecte a la fertilidad de una mujer, incluso en casos de aborto. Sin embargo, para intentar un nuevo embarazo la mujer debe esperar un tiempo que puede variar de 3 a 6 meses.

Si el aborto es un embarazo inicial, se recomienda que la mujer espere al menos 3 meses para empezar a planear un nuevo embarazo.

En los embarazos más avanzados, el tiempo mínimo de espera es de 6 meses. Este intervalo es necesario incluso para que el embarazo no corra peligro, ya que el útero necesita recuperarse.

Así, es posible tener algunos ciclos menstruales y dar tiempo para que el endometrio no sea tan delgado, lo que aumenta el riesgo de aborto.

También es un tiempo necesario para descartar las sinequias, que son adherencias dentro del útero que pueden aparecer después del procedimiento y que dificultarían un nuevo embarazo.

Es posible realizar el curetaje de forma segura, efectiva y con una buena recuperación. Seguir las instrucciones del ginecólogo y tener este seguimiento médico después del procedimiento también es esencial para evitar complicaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies, puedes ver aquí la Política de Cookies